EL LIBRO EN LA BASURA

Hace tiempo encontré tirado en un contenedor de restos de obra un libro: lo recogí. Estaba algo sucio de polvo. Peter Camenzind, de Hermann Hesse. En portugués.
El catalán es un idioma que acaricia. Es dulce, meloso…el occitano también lo es, como todas las lenguas montañesas de raíz románica. Pero hay una lengua que es aún más que dulzura: es arrullo, es besar en cada sílaba, es lengua blanda y amorosa que recorre el sentido del que escucha: el portugués.

Em casa, regressava às histórias de Idade Média, afavelmente piedosas ou assustadoras, ou aos agradáveis novelistas antigos, cujo mundo belo e aprazível me envolvía como um recanto de fábula, coberto de sombras e com uma luz velada, ou entao sentia a vaga indómita dos ideais e anseios modernos rolar sobre mim.

Suavidad hecha sonido, hecha comunicación. Embriaga.

Anuncios

Acerca de anntares

Tierra antigua pero vital, el Pirineo encierra tesoros vivos. Descubrámoslos.
Esta entrada fue publicada en Ella. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s