EL FAUNO ENAMORADO

imagesDe todos es bien sabido que este fauno algo atrotinado bebe los vientos por la diosa. Ella, generosa donde las haya, tiene a bien obsequiar al fauno imperfecto con amenas conversaciones, cariño proverbial y alguna que otra carantoña nada desdeñable.
Sin embargo, el fauno está triste…
-Oh Diana, ¿conseguiré alguna vez ser objeto de tus amores…?
-Fauno querido, sabes que no puede ser tal cosa, pues una de mis esencias es no depender de hombre alguno y mantenerme siempre virginal.
-Y una m…., si me permites el exabrupto. Pues no solamente estás desposada con el bello Apolo, sino que mantienes ciberamores con un efebo bellísimo que ronda la veintena.
-¡Por todos los dioses del Olimpo, Fauno! Mira que vas a ser castigado y expulsado de estos mis bosques arcádicos, y condenado a vagar eternamente por esos mundos en donde ni dioses ni sabios pueden medrar…
-¡Oh cruel Diana, ninguna de tus amenazas puede ser mayor que tu desprecio! Sea pues, y que se conformen estos mis ojos con tu presencia…aunque permíteme que te cante, al menos, estas tonadillas que esta noche de insomnio febril y de calenturientas emociones he compuesto pensando en tí..

¡Oh Diana, diosa del Olimpo
que mis atardeceres ornas de boato
y que este fauno, con un brinco
piensa liberar de su recato!
Pues como te pille, con ahínco
pienso convencerte sin demora
y bajo los laureles te la hinco
con esa pasión que te enamora.

No me castigues por esta sutil irreverencia.
Y piensa que este fauno, aunque castrado
te pide, vehemente, la licencia
de decirte que de tí está enamorado.

Anuncios

Acerca de anntares

Tierra antigua pero vital, el Pirineo encierra tesoros vivos. Descubrámoslos.
Esta entrada fue publicada en Ella. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a EL FAUNO ENAMORADO

  1. joidamor dijo:

    jajaaaaaajajaaaaaaaa¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ay que se me sale el pace-maker y todooooooo¡¡¡¡¡
    Estás como una cabra ¡¡¡¡¡ bueno….ya es eso: las patas traseras te delatan…

    ¡Oh fauno amado, que cual despreocupado niño
    triscas los montes de la Arcadia allá en los predios sisquellanos;
    vigila tus holganzas, pues cual diosa, se la endiño
    a los transeúntes que navegan solazados…

    –esto que sigue va dicho en tono tipo Chiquito de la Calzada–

    así como el que no quiere la cosa,
    y piensa que mi Niño Divino
    con una colita de raposa
    trisca el monte, bebe el vino
    que la Diosa le ofrece entre sus senos
    y se pone moradito cada día
    como ni él mismo se lo pensaría
    antes de conocer a la ufanosa,
    maligna, pero amada Regalía…

  2. anntares dijo:

    Tu servidor soy
    tu vino escancio
    a ti yo voy
    aunque esté rancio
    éste licor.
    Mas por tu amor
    qué no haré yo,
    fauno varado
    en las orillas del ardor…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s